IIoT

¿Cómo migrar una planta a un entorno del IIoT?

Mucho hemos escuchado sobre el Internet Industrial de las cosas (IIoT). Para el año 2020, habrá cerca de 50 mil millones de objetos conectados a internet. La mayor parte de estos dispositivos interconectados serán los equipos industriales. Ahora, probablemente tu jefe te ha pedido que investigues más al respecto; ya escuchó todo sobre sus beneficios y quiere asegurarse de no quedarse atrás de la competencia.

Enfrenta el desafío respondiendo dos preguntas:

1. ¿Qué valor le ofrecerá el IIoT a mi planta?
2. ¿Qué debería considerar para implementarlo?

Por supuesto que el IIoT cubre una gama muy amplia de aplicaciones potenciales, pero lo que tienen en común es la capacidad de brindar a la mayoría de tus dispositivos instalados la posibilidad de grabar y compartir datos sobre el rendimiento y el ambiente de tu planta. Estos “datos inteligentes” se reenvían a la nube y se centralizan de modo tal que se puedan llevar a cabo análisis generales.  La información averiguada (puesto que estos datos ya se convirtieron en información útil de negocios), tendrá un impacto positivo en la productividad, consumo de energía y reducción de costos.

De hecho, el 80% de las empresas industriales indican que los análisis de big data están a la cabeza de su lista de prioridades. Algunas encuestas de analistas reportan que el IIoT generará hasta 11 mil millones de dólares potenciales en los negocios para el año 2025.

IIOT en una fábrica agua embotellada

Lo básico para habilitar el piso de tu fábrica con el IIoT

Entonces, ¿qué pasos deberías tomar para facilitar la transición a este nuevo mundo de datos y conectividad? Primero, es muy importante enteder que el IIoT es la evolución natural de los sistemas de control. Los sistemas de control convencionales operan dentro de un alcance limitado de datos. Sus aplicaciones y lenguajes de programación tienden a ser complejos. La mayoría de las veces, hacerle modificaciones al sistema involucra interrupciones en el tiempo de operación mientras se efectúan las actualizaciones del servicio.

La gran ventaja del IIoT es el poder de la conectividad pues mejora el valor de los equipos existentes en la planta y se puede implementar en dispositivos, máquinas, y/o en el proceso. En el mundo del IIoT, los agentes de software son fundamentales para unir las diversas piezas del equipo.  Un agente de software es un programa de cómputo que trabaja para alcanzar metas, que actúa para un usuario u otro programa como “agente”. Éste tiene la autoridad de decidir cuándo una acción es apropiada (y si es apropiada). Pueden activar y operarse por sí mismos, sin requerir el ingreso de datos ni interacción de un usuario humano.

A la hora de implementar

Al implementar una estrategia del IIoT, se deben mantener los sistemas actuales de control para operar los equipos de manera segura. El framework o entorno del IIoT ejecuta análisis de los agentes que interactúan con las aplicaciones convencionales de automatización. Conforme se recopilan los datos, se integran y despliegan los análisis sin necesidad de cambiar o apagar el sistema existente de control.

Por consiguiente, un primer paso importante al desplegar las soluciones del IIoT es especificar de manera adecuada estas herramientas clave de programación. Es de suma importancia asegurarnos que el software que conecta los “objetos” a internet y a las aplicaciones en la nube es seguro. Puesto que el IIoT implica conectarse a internet, este sistema “abierto” deberá ser diseñado tanto para facilitar la conectividad como para restringir el acceso externo no autorizado.

Lista de elementos básicos que se deben considerar al evaluar las herramientas de programación del IIoT:

  • De código abierto y fáciles de usar
  • Un editor basado en el navegador que facilite cablear las conexiones entre las aplicaciones del IIoT
  • Incluir un entorno de desarrollo que ofrezca una curva gradual y de fácil aprendizaje para los usuarios sin habilidades de programación
  • Configurable sólo para comunicación de “salida”. Las aplicaciones en la nube  no deberán tener solicitud de comunicación de “entrada” a nivel de la planta. Los dispositivos inteligentes envían datos a la nube para que la comunicación hacia la máquina y los niveles de la planta de la nube no sean necesarios y se eviten para brindar mayor protección contra ciberataques
  • Con un motor para operar en dispositivos intermedios periféricos capaces de hacer “listas blancas”. Lo que significa crear una lista de aplicaciones autorizadas que se puedan administrar en los dispositivos periféricos.

Conoce más sobre las soluciones del IIoT que contribuyen a llevar los sistemas de automatización al siguiente nivel, la nube y la integración de funciones de TI. O contacta a uno de los expertos de Schneider Electric para que pueda asesorarte en la migración de tu planta a un entorno de IIoT.


No Responses

Leave a Reply

  • (will not be published)