Data centers

5 grandes ideas que los profesionales de centros de datos nunca habrían imaginado hace 50 años

Si pudiera retroceder en el tiempo, ¿cómo podría explicar los conceptos modernos del centro de datos a un “programador de procesamiento de datos” de finales de los sesenta? En esos días, no era raro encontrar un letrero de papel pegado en el centro de datos que dijera: “La computadora no está funcionando hoy”. Los sistemas informáticos eran grandes y quisquillosos. No mucha gente sabía cómo ejecutarlos o arreglarlos. De hecho, el edificio que albergaba LA computadora no se llamaba centro de datos. “Centro de procesamiento” fue la nomenclatura más familiar.

Tecnología móvil basada en el centro de datos
La mayoría de estos centros de procesamiento eran propiedad de grandes bancos, y eran operados y mantenidos por estos. Los camiones cargados con papel llegaban por la noche, y los datos eran “procesados” durante la noche en el centro de procesamiento. Las impresiones se hacían y se enviaban de regreso a las sucursales bancarias al día siguiente. De última generación. ¿Verdad?

Dadas las realidades de esa época pasada, ¿cómo reaccionaría nuestro operador de procesamiento de fines de los sesenta a la siguiente lista de centros de datos modernos “inimaginables”?

1. “No necesita la red pública para mantener su centro de datos en funcionamiento”.
Los centros de datos solían depender solo de la energía de la red pública. Si la energía de la red pública fallaba, era mala suerte. Ahora, además de elaborar planes de respaldo de energía (respaldados por fuentes de alimentación ininterrumpida, UPS, y generadores), los dispositivos de energía dentro de los gabinetes son modulares e intercambiables en caliente. Si uno falla, los otros módulos de energía toman la carga agregada. El módulo de energía defectuoso se puede reemplazar, simplemente con deslizar el módulo defectuoso y reemplazarlo por uno nuevo. Todo sin interrupción, e invisible para el usuario final que puede estar sentado a miles de kilómetros de distancia.

2. “¿Necesita enfriar su centro de datos? Use el aire del exterior”.
Antiguamente, los equipos informáticos eran muy sensibles y las condiciones ambientales internas tenían que ser controladas con precisión. Hoy en día, las técnicas de enfriamiento de modo ecológico que implementan una variedad de tecnologías economizadoras permiten a los propietarios de centros de datos ahorrar mucho dinero al usar la energía de la madre Tierra para enfriar sus centros de datos fuente de alimentación ininterrumpida sin el temor de arriesgar el tiempo de inactividad.

3. “Si no tiene personal calificado, tercerice”.
El concepto de tercerizar era prácticamente desconocido hacia finales de los años sesenta. Confiar las operaciones de su computadora a cualquier organización externa era impensable. Hoy en día, incluso los aspectos más especializados de las operaciones del centro de datos se pueden tercerizar a cualquier cantidad de expertos altamente calificados.

4. “Si le falta espacio, solicite un centro de datos en una caja”.
Actualmente, la popularidad de los centros de datos prefabricados está en aumento. La energía, el enfriamiento y los gabinetes requeridos están preconfigurados y premontados para una entrega rápida y actualizaciones inmediatas “plug and play” (enchufar y funcionar), o para la puesta en marcha rápida de centros de datos “de borde” que ayudan a soportar aplicaciones remotas de ancho de banda.

5. “Para evitar el tiempo de inactividad debido a una falla en los componentes, practique el mantenimiento predictivo”.
A medida que la revolución del “Internet de las Cosas” (IoT) se acelera a pleno rendimiento, ahora es posible recopilar datos mucho más precisos sobre el rendimiento del equipo del centro de datos y las instalaciones, y analizarlos con el fin de predecir un rendimiento futuro mucho más preciso. Dichas prácticas ahorran millones de dólares cada año para aquellas empresas que aún dependen de los métodos preventivos y de interrupción/reparación para mantener sus centros de datos.

La nostalgia es agradable, pero en esta época, los avances tecnológicos son demasiado buenos como para ignorarlos.

Los centros de datos han recorrido un largo camino, especialmente en el área de arquitecturas de centros de datos integrados. (De hecho, las nuevas ideas del centro de datos nacen casi todos los días; vea mi blog reciente sobre este tema o este video sobre diseños de módulos rápidos y flexibles listos para gabinetes e infraestructura de TI de mi colega Patrick Donovan).

Por ejemplo, la arquitectura de TI EcoStruxure™ de Schneider Electric, se puede entregar a los usuarios finales a través de diseños de referencia, soluciones preconfiguradas y prefabricadas. Puede configurarse como un centro de datos completo o comenzar como un producto de infraestructura, como UPS que se administra a través de la nube y es compatible con una oficina de servicios todos los días, las 24 horas. Se puede implementar todo de una vez o se puede construir en etapas o piezas. EcoStruxure IT consta de tres capas (productos conectados, control de bordes y análisis) que se integran para facilitar la conectividad y movilidad de IoT, el análisis de la nube y la ciberseguridad.

¿Cuál es el beneficio de adoptar una arquitectura de centro de datos tan abierta? Su próxima gran idea puede entregarse en un período de tiempo comprimido para ayudar a su centro de datos a producir valor comercial e impulsar la ventaja competitiva de su organización. Para ver hasta qué punto la innovación basada en arquitecturas del centro de datos podría impactar en la vida de las personas comunes, eche un vistazo a este video de “Ciudad de las Flores” –mientras que la ficción, un día en un futuro muy cercano, puede convertirse en realidad.


No Responses

Leave a Reply

  • (will not be published)