Agua

Diferencias y similitudes entre SCADA, IoT y el coche eléctrico

Recientemente he leído un artículo en el que se comparaba el SCADA tradicional con el IoT (Internet de las Cosas). El artículo aseguraba que se trata de cosas completamente distintas, que se basan en tecnologías diferentes. También he leído artículos que aseguran que el SCADA es el IIoT original (Internet Industrial de las Cosas) y que no hay nada nuevo bajo el sol.

Así qué, ¿quién tiene razón? ¿Es el IIoT realmente tan diferente del tradicional SCADA o es simplemente su reinvención? Pues ¡ambas cosas y ninguna!

Pensemos en el coche eléctrico por un segundo. Al parecer se comerá el mundo. Los vehículos eléctricos están influyendo en toda una nueva línea de coches. Son atractivos, llamativos, rápidos y, aunque te siguen llevando del punto A al punto B, usan una forma distinta de energía. No obstante, a pesar de estas nuevas características, les seguimos llamando coches.

Schneider Electric-Coche eléctrico-sostenibilidad

Este ejemplo sería análogo a lo que está ocurriendo en el ámbito IoT-SCADA. Los nuevos equipos – puertos, RTUs (Unidades Terminales Remotas, por sus siglas en inglés) de nueva generación y hubs IoT – siguen realizando las labores de un sistema SCADA, pero de forma distinta. El sistema SCADA lleva a cabo la supervisión, el control y la adquisición de datos, ¡y está en todas partes! Es el responsable de que puedas tirar de la cadena de tu inodoro cada mañana, ducharte, mantenerte hidratado y hacerlo todo de nuevo, al día siguiente. ¿Ha cambiado la tecnología que impulsa el SCADA en las operaciones de aguas y aguas residuales? Sí.

En algunos casos, hemos visto que el hardware es completamente distinto, y que representa una evolución de la conectividad y las metodologías de comunicación. En otros casos, se insertan “cajas” de IoT en sistemas ya existentes para permitir las analíticas y el procesamiento en la nube, porque eliminar y reemplazar miles de unidades para conseguir información más avanzada es caro y difícil. Más recientemente, hemos visto la convergencia de esta nueva tecnología IIoT en la nueva generación de hardware SCADA.

Cuando no hay un sistema preexistente, es fácil dar el salto directamente a las nuevas tecnologías. Sin embargo, en algunos casos el hardware elegido no está preparado para este tipo de aplicación. El hardware de los sistemas SCADA tradicionales está diseñado para entornos severos y no acondicionados. Este hardware no está colocado en un panel que pueda controlar la temperatura, la humedad o el ambiente del aire circundante. Esto hace que muchos opten por esperar, ya que cualquier movimiento puede ser muy costoso.

Pero hay otra tendencia en marcha. Estamos viendo una nueva generación de hardware SCADA como un sistema de radio de datos y RTUs con tecnología y conectividad IoT. Este hardware SCADA es de eficacia probada, pudiendo operar infraestructuras críticas durante décadas. A medida que pase el tiempo, creo que las líneas entre el hardware SCADA tradicional y el que se usa hoy en el espacio IoT todavía se desdibujarán más.

Esto nos lleva de vuelta a nuestra analogía original: los coches. Tanto si son eléctricos como de otro tipo, los coches están diseñados para llevarnos del punto A al punto B. Los sistemas SCADA están diseñados para supervisar, controlar y adquirir datos de campo de alta calidad, para ser usados en nuestros algoritmos de machine learning y, después, poder optimizar el rendimiento de nuestros activos de campo, cosa que, históricamente, hacía un operador. Sí, quizás usemos algunas nuevas tecnologías más sofisticadas para conectar y transmitir esos datos. Pero todavía estaremos haciendo SCADA.


No Responses

Leave a Reply

  • (will not be published)